jueves, 10 de septiembre de 2009

DEMAGOGIA RELIGIOSA O VERDADERA PROSPERIDAD: INTRODUCCIÓN

LA VERDADERA PROSPERIDAD DEL CREYENTE, VS LA DEMAGOGICA RETORICA RELIGIOSA.


INTRODUCCIÓN

MATEO 6:33; I REYES 3:3-14


LA RIQUEZA DEL CREYENTE:


Las verdaderas riquezas del creyente son la fe y el amor genuino que se expresa en la abnegación y el seguir a Cristo (I Cor. 13:4-7; Fil. 2: 4-11) los verdaderos cristianos prósperos (ricos) son los que están libres de las cosas de este mundo, pues confían en que Dios es nuestro padre y nunca nos abandonara.


Los creyentes no debemos aferrarnos a las riquezas terrenales, poniendo en ellas nuestras convicciones; pues ninguna riqueza terrenal es eterna y además el aferrarnos a ellas no es parte de nuestro propósito eterno en Cristo, MATEO 6:33 JOSUE 1.7 III JUAN 1:2 (ENTRE MUCHAS MAS) la enseñanza bíblica enseña que primero debemos buscar el reino de Dios y su justicia, luego muchas bendiciones (riquezas) vendrán como añadidura; que las podemos traducir como cualquier tipo de riqueza, por ejemplo: salud, estabilidad económica, bienestar en el hogar, buenas relaciones interpersonales, trabajo, prosperidad en los proyectos, etc. etc.


Las riquezas que vienen después de buscar a Dios en primer lugar, con el animo de hacer su voluntad y establecer una relación genuina de padre a hijo, de creador a criatura; no se limitan únicamente al aspecto económico; limitar o tratar de hacerlo con discursos retóricos en los templos u otros lugares, los considero como demagogia religiosa, que al estudiarla encontraremos que detrás de ella se encuentra una serie de intereses que ya no entran en los parámetros permisibles del contexto bíblico, sino mas bien cuando hablamos de retórica religiosa en este sentido, por lo general nos estamos refiriendo a un tipo de demagogia que busca intereses mezquinos de pseudo pastores o lideres falsos; vividores de la fe que tuercen el sentido fundamental y contextual de la palabra de Dios.


La mayor riqueza, es decir el mayor bien con el que cuenta un cristiano genuino es una relación fundamentada en un amor autentico y profundo, que a su vez se evidencia según los parámetros bíblicos objetivos.


Lectura recomendada: Indulgencias Protestantes


POR: Edgar Ramírez

Maestro de Escuela Dominical


Nota: Esto es una pequeña introducción al tema de la prosperidad.
Para consulta de palabras: DRAE http://buscon.rae.es/draeI/ o mas abajo en el blog, esta un buscador automatico.

0 comentarios:

Publicar un comentario