lunes, 19 de septiembre de 2011

¿Que dice la Biblia de asistir a la Iglesia?


Que dice la Biblia de asistir a la Iglesia (Templo)


Y muchos falsos profetas se levantarán, y engañarán a muchos. Mateo 24:11

Generalmente los cristianos no tenemos problema con abordar el tema de congregarnos como iglesia, sin embargo debido a la razón que en reiteradas ocasiones me han abordado para hablar sobre el tema, y porque al parecer cada día se propagan mas y mas las ideas que están en contra de congregase como iglesia y como cuerpo del señor, me veo en la necesidad de aclarar este asunto desde un contexto bíblico, no según mi opinión sino de acuerdo al contexto puramente bíblico.

Generalmente los manipuladores de las escrituras y también de las falsas doctrinas, esgrimen una cierta cuota de verdad dentro de sus argumentos, sin embargo cuando somos rigurosos siguiendo el contexto bíblico, poco a poco nos vamos encontrando con las tergiversaciones del pensamiento bíblico-céntrico. 

Lamentablemente por la ignorancia bíblica hace que sea atractivo creer en argumentos que parecen correctos, pero que detrás de esa mera apariencia se encuentran razones que nacen del mismo infierno.

Congregarse como iglesia ha sido desde los primeros siglos una de las principales razones para que el cristianismo haya llegado hasta nuestros días; y por favor no podemos pelear contra la realidad, sin embargo a veces se hace mas fácil ser llevados por nuestra propia opinión que aceptar lo que a los primeros cristianos motivaba para congregarse como iglesia…  Fíate de Jehová de todo tu corazón, y no te apoyes en tu propia prudencia. Reconócelo en todos tus caminos, y él enderezará tus veredas. Proverbios 3.5-6

La iglesia primitiva se congregaba y de hecho nació de una congregación; desde el momento cuando descendió el Espíritu Santo en el día del Pentecostés, desde ese momento básicamente nació la iglesia cristiana, y ellos estaban reunidos… es decir estaban congregados esperando la manifestación del Espíritu Santo “Cuando llegó el día de Pentecostés, estaban todos unánimes juntos” Hechos 2.1

A partir de allí cosas grandes sucedieron en la iglesia primitiva, con el simple hecho de leer el libro de los hechos de los apóstoles veremos la forma en que la iglesia primitiva fue usada por Dios, pero ellos no solo se congregaron para esperar la venida del espíritu de la promesa… en todo el libro de los hechos y básicamente en todo el nuevo testamento es testigo de cómo la iglesia primitiva se organizo y fue iniciada como una institución al servicio de cumplir la gran comisión… Mateo 28.19

El libro de los hechos es sumamente claro en este sentido, los primeros cristianos tenían en común todas las cosas, perseveraban unánimes en la doctrina de los apóstoles, en el partimiento del pan en la cena del señor, y lo hacían juntos con sencillez de corazón, alabando al señor.

Todos los que habían creído estaban juntos, y tenían en común todas las cosas; y vendían sus propiedades y sus bienes, y lo repartían a todos según la necesidad de cada uno. Y perseverando unánimes cada día en el templo, y partiendo el pan en las casas, comían juntos con alegría y sencillez de corazón, alabando a Dios, y teniendo favor con todo el pueblo. Y el Señor añadía cada día a la iglesia los que habían de ser salvos. Hechos 2.44-47

La iglesia primitiva en su tiempo fue y sigue siendo un ejemplo de armonía sencillez, humildad y sobre todo amor, todo esto lo hacían juntos como iglesia, unánimes como un cuerpo.

Muy probablemente si los primeros cristianos hubieran actuado por separado cada uno por su lugar y no como un solo cuerpo; hubieran terminado dispersándose y desvaneciéndose; las condiciones en las que se inicio la iglesia cristiana no eran las que permitirían que cada cristiano por su lado pudiera hacer que la cristiandad pudiera sobrevivir hasta pleno siglo XXI

El apóstol Pablo nos instruye, “Vosotros, pues, sois el cuerpo de Cristo y miembros cada uno en particular.” (1 Cor. 12:27). Entonces él dice en forma mas especifica, “Así como el cuerpo es uno, y tiene muchos miembros, pero todos los miembros… siendo muchos, son un solo cuerpo, así también Cristo” (12:12).

Pablo nos esta diciendo, en esencia, “Mira tu propio cuerpo. Tienes manos, pies, ojos, oídos. Ustedes no son un cerebro aislado, separado de los otros miembros. Bueno, es lo mismo con Cristo. El no es solamente una cabeza. Él tiene un cuerpo, y nosotros somos parte de sus miembros.”

El apóstol señala, “también nosotros, siendo muchos, formamos un solo cuerpo en Cristo, y cada miembro está unido a todos los demás.” (Ro. 12:5). En otras palabras, no estamos solo conectados a Jesús, nuestra cabeza. También estamos unidos unos a los otros. El hecho es, que no podemos estar conectados a el sin estar unidos a nuestros hermanos y hermanas en Cristo.

Obviamente la iglesia primitiva tenia clara la enseñanza de Pablo y de los otros apóstoles, por esa razón leemos en el libro de los hechos que todos perseveraban en la doctrina de los apósteles. Hechos 2.42

Sin embargo ahora en día cada vez nos vemos inmersos en un sin numero de ideas pseudo-cristianas, que no son coherentes con la palabra de Dios ni con el sentido común cristiano. Más de 2000 años después de los primeros cristianos y la fundación de la iglesia cristiana se han levantado ideas que van en contra de l hábito piadoso de congregarnos como iglesia.

Lamentablemente como es de esperarse estas personas tomas referencias bíblicas y razonamientos propios para afirmar que no es necesario congregarse, mucho menos pertenecer a una iglesia. En este articulo no expondré razones para congregarnos, solo quiero revisar algunos argumentos expuestos por estos tergiversadores, no necesito enumerar todas la razones para que nos congreguemos, porque simplemente si no nos congregamos siguiendo la doctrina del apóstol Pablo estaríamos separados, lo cual da como resultado que no pertenezcamos al cuerpo de Cristo en resumidas cuentas no podríamos pretender estar conectados a Cristo o para ser mas claro no seriamos cristianos. Por esa razón no daré mayores razones, considero esta es suficiente.

Existe una variedad de argumentos en contra de las reuniones como congregación y quiero retomar algunas de esas “razones” y mediante la ordenanza bíblica derribar todo argumento y toda altivez que se levanta contra el conocimiento de Dios, y llevamos cautivo todo pensamiento para que se someta a Cristo. II Corintios 10.5

ARGUMENTOS A CONSIDERAR

Quiero iniciar diciendo que siempre los manipuladores también usan las escrituras,  ellos están llevando la enseñanza bíblica, contextual y coherente con el pensamiento que la inspiro, a un caos teológico; y que fruto de ello, es que mucha gente se sienta profundamente confundida incluso en cuanto a sus convicciones. Usar la Biblia para escudar cualquier tipo enseñanza, hasta cierto punto es posible, puesto que la Biblia en su sentido general, el texto es abierto a muchos temas de debate y discusión, sin embargo aquí es donde interviene la propiedad contextual de un pasaje bíblico; ya que como sabemos una vez satanás uso textos bíblicos para atacar a Jesucristo en el desierto; desde luego eso no significa que la Biblia tenga dos propósitos, de ninguna manera.

El punto es que los apostatas se valen de dos factores a su favor para tergiversar las escrituras o inducir a las personas a atender doctrinas aberrantes. Uno de esos factores es la ignorancia bíblica y el otro factor son los discursos persuasivos.

Cuando usamos la Biblia de una manera responsable para apoyar deducciones doctrinales, tenemos que ser cuidadosos y tratar con rigor el contexto bíblico; puesto que de lo contrario cualquier cosa que tenga relación con un texto bíblico, se puede entender como doctrina.

Ahora desglosare algunos de esos argumentos contra las reuniones de la iglesia del señor:

Argumento principal:

Hechos 17.24 »El Dios que hizo el mundo y todo lo que hay en él es Señor del cielo y de la tierra. No vive en templos construidos por hombres.

Este es el principal pasaje en el cual personas manipuladores usan para hacer creer que no es necesario congregarse como iglesia con otros creyentes, sin embargo como es típico de un tergiversador no toma en cuenta un estudio riguroso de los versos bíblicos que pretenden usar para afianzar una enseñanza… El capitulo 17 del libro de los hechos apóstoles desde el verso 16 hasta el 34 contiene la visita de Pablo a Atenas el pasaje es documento cristiano más importante de los inicios de una confrontación entre el cristianismo y la filosofía que fue destinada a determinar la historia occidental entera”. Antes que Pablo pudo confrontar a Atenas, Atenas le confrontó a él.

Quiero decir que antes que el gran misionero tuvo oportunidad de predicar a los intelectuales de la ciudad, la ciudad misma le estaba comunicando algo de sí. Lo que le llamó la atención a Pablo no fue la nobleza de la ciudad, ni su educación, su arte, o su cultura. Fue la idolatría de Atenas que le impactó. En esa época, Atenas se había llenado de la peor idolatría y por todas partes se veían estatuas e imágenes de los dioses y diosas griegas, y altares para su adoración y cuando Pablo la contemplaba junto con la degradación que había producido, “su espíritu se conmovió dentro de él”. El pasaje es claro… y cuando llegamos al verso 24 Dios no habita en templos construidos por hombres… se esta refiriendo claramente a la errada idea religiosa que tenían los atenienses, debido a la numerosa cantidad de templos erigidos a los ídolos paganos vistos por Pablo en el verso 23. La idea religiosa en Atenas la hizo distinguirse por tener las mas grandes obras arquitectónicas religiosas de la antigüedad, de lo cual hasta nuestros días siguen en pie algunos templos majestuosos en su época, todas estas construcciones paganas tenían diferentes propósitos, entre ellos atraer a los viajeros y explotar el comercio religioso y todo el sistema pagano; esto entristeció a Pablo como lo revela este pasaje. Pablo hacia énfasis en el error de los atenienses. El templo del Espíritu Santo donde mora el señor es nuestra propia vida I Corintios 3.16 ¿No sabéis que sois templo de Dios y que el Espíritu de Dios habita en vosotros?

El templo de paredes es únicamente el recinto donde se congregan los creyentes, es decir la iglesia del señor… puesto que la iglesia son los las personas que han sido redimidas por la sangre de Cristo. Pero el contexto en el cual Pablo sentencia esas practicas religiosas no tiene nada que ver con pretender tomar este verso como base para negar el poder asistir a nuestras reuniones de creyentes en nuestros templos, es un argumento totalmente falaz y erróneo el texto que sigue al 24 lo termina de explicar cuando dice que: ni se deja servir por manos humanas, como si necesitara de algo. Por el contrario, él es quien da a todos la vida, el aliento y todas las cosas.


  • Puedes adorar a Dios en cualquier parte. No tienes por que ir a un templo.


Este argumento parte de una verdad que termina retorciendo la conclusión, para que el cuerpo de la iglesia funcione apropiadamente, todas las “partes del cuerpo” necesitan estar presentes (1 Corintios 12:14-20). Igualmente ningún creyente alcanzará jamás la plena madurez espiritual sin asistir a la iglesia y ser animado y exhortado por otros creyentes (1 Corintios 12:21-26). La participación y el compañerismo deben ser actividades regulares en la vida de todo creyente. La enseñanza de la Biblia a través de muchos versos nos animan a reunirnos, tanto en el antiguo como nuevo testamento… talvez el mas memorable es Hebreos 10.25 no dejando de congregarnos, como algunos tienen por costumbre, sino exhortándonos unos a otros , y mucho más al ver que el día se acerca.

Tú puedes adorar a Dios incluso cuando estás en casa o pescando en una lancha. Puedes ver el culto en televisión. Eso es suficiente.

Nuevamente parten de una verdad para retorcer la conclusión, siendo razonables ya hemos visto que la Biblia no aprueba dicha actitud. El mayor de los adoradores y salmistas en las escrituras y quien fue catalogado según el corazón de Dios nos dice: “Yo me alegré con los que me decían a la casa de Jehová iremos" (Salmo 122:1).  Porque mejor es un día en tus atrios que mil fuera de ellos. Escogería antes estar a la puerta de la casa de mi Dios,  Que habitar en las moradas de maldad. (Salmo 84.10) y podría citar muchos textos mas, en conclusión todo depende la actitud para aceptar lo que no se puede negar, es decir es no es obligatoria la asistencia de los creyentes a la iglesia, pero alguien que ha confiado en Cristo debería tener el deseo de adorar a Dios, ser instruido en Su Palabra, y tener compañerismo con otros creyentes.


  • Ir a la iglesia no te traerá ningún beneficio. El predicador es aburrido y no te gusta la música.


Falso: Ningún creyente alcanzará jamás la plena madurez espiritual sin asistir a la iglesia y ser animado y exhortado por otros creyentes.  Etc etc etc.

  • Lo único que quieren es tu dinero.

Mentira el servicio religioso no se centra en la recepción de ofrendas; se centra en la exposición de la palabra de Dios y la comunión en alabanza al señor, las ofrendas nacen de la gratitud que se pueda tener por parte del feligrés, o de las circunstancias que le permitan hacerlo o no… De lo contrario la iglesia en amor esta llamada a servir como en tiempos de la iglesia primitiva, es decir la iglesia por moral y fe esta llamada a ayudar a quienes no puedan ofrendar pero si tengan una necesidad seria. (Obviamente solo lo hacen las iglesias cristo-céntricas y biblio-céntricas)

  • La mayoría de los que van a la iglesia son unos hipócritas.

A veces cuando leo este tipo de argumentos no deja de sacarme una sonrisa. En los tiempos de Jesús no era extraño que también asistieran personas hipócritas y doblemente intencionadas y eso esta registrado también a lo largo de nuevo testamento. Por ejemplo cito esto:  !!Generación de víboras! ¿Cómo podéis hablar lo bueno, siendo malos? Porque de la abundancia del corazón habla la boca. Mateo 12.34

El esfuerzo por ser un buen cristiano no depende por lo que otros hagan o sean, este un argumento torpe, y no sirve para sostener semejante pretensión.

Estos son los principales argumentos que uno por uno pueden ser totalmente descalificados por las mismas escrituras, nada ni nadie se puede oponer a la establecido, si queremos tener a las escrituras como nuestro manual de fe y conducta.

Más si aun nosotros, o un ángel del cielo, os anunciare otro evangelio diferente del que os hemos anunciado, sea anatema. Gálatas 1.6

Edgar Ramírez
Maestro de Educación Cristiana
Notas:

El Cuerpo de Cristo: Por David Wilkerson
Comentario del libro de los hechos Matthew Henry http://www.iglesiareformada.com/Henry_Hechos_Comentario.pdf
Por que es necesario asistir a una Iglesia (Templo)

1 comentarios: